12 de marzo de 2014

"Batalla de reyes", de M. K. Hume.

Siglo V d. C. El Imperio romano se desmorona y, en la antigua provincia de Britania, el poder está cambiando de manos. Sólo queda un último servidor leal a Roma, acosado por el caudillo de los celtas y por los sajones, los recién llegados del norte que sueñan con establecerse a sangre y fuego en estas tierras y sojuzgarlas. Todos ansían las sobras en este nuevo mundo, más brutal y cruel, donde la vida carece de valor, la traición es moneda de cambio y siempre vence la espada. Y, en medio del caos, un niño de la tribu de los deceanglos, con un talento natural para sanar y un don temible para la profecía, presiente que ante él se abre un gran destino. Aquí comienza la historia de Myrddion Merlinus. 

Contraportada | Grijalbo | 1ª edición | 2014 | 509 pp.
Traducción de Gabriel Dols Gallardo.

Poco conocía de las hazañas de Merlín hasta la lectura de Batalla de reyes, primera entrega de la trilogía creada por M. K. Hume. Probablemente en otras circunstancias y con la única información aportada en la sinopsis no me hubiese acercado a la novela, por el temor de que se dedicasen excesivas páginas a recreaciones bélicas, algo que suele frenar mi lectura. Sin embargo, la nueva propuesta del Reto 10x10 —respaldada por el sello editorial Grijalbo— hizo que me aventurase con el título. Las expectativas poco favorables con las que me adentré en la lectura desaparecieron al poco de comenzar, por lo que Batalla de reyes se convirtió pronto en un viaje adictivo repleto de intrigas, profecías, contiendas, venganzas y malos augurios, creando así un excelente arranque para las andaduras de Myrddion Merlinus. 

El periplo britano se inicia con un prólogo protagonizado por Ygerne y su prometido Gorlois —«el Jabalí de Cornualles»—, en una escena sobria, con pocos detalles, con la que se crean algunas dudas en un lector que queda desconcertado tras acceder al primer capítulo, donde dichos personajes desaparecen para introducir otros nombres que nada tienen que ver con estos. Quien se acerque a la novela conociendo pasajes vinculados al ciclo artúrico quizás consiga ubicar dichas figuras en el contexto de la trama y valorar la importancia que pueden tener para su desarrollo. No obstante, su aparición como parte del relato de Myrddion no es relevante para la primera entrega, aunque la autora disemine varios párrafos centrados en la pareja a lo largo del volumen. Eso sí, no hay que perder de vista la información que en dichas páginas se ofrece, pues todo apunta a que se tornará indispensable en el resto de la trilogía.

Salvo estos pequeños incisos, Batalla de reyes lleva hasta el lector los avatares del pequeño Myrddion, desde el embarazo de su madre Branwyn —marcada por una experiencia traumática que influye decisivamente en la crianza de su hijo— hasta su adolescencia, como sanador en un entorno beligerante entre pueblos enemigos. Su valía para el conocimiento de las plantas medicinales —gracias a la dedicación y entrega de Annwynn— fija el rumbo del protagonista en una dirección precisa que se mantiene a lo largo del relato, al situar su profesión como nexo entre varias parcelas de la historia. Aun así, la sabiduría y la templanza de la que hará gala el personaje no es lo que inicialmente capta la atención de los lectores, sino su capacidad para visionar acontecimientos futuros. Las profecías de Myrddion —que llegan entre la vigilia y el sueño— anticipan algunos acontecimientos de la novela, aunque desde una perspectiva abstracta, incluso alegórica, algo que se agradece durante la lectura al permitir trazar distintas hipótesis sobre el vaticinio, pero sin desvelar informaciones hasta el instante preciso de su resolución.

Mientras el protagonista alcanza la adolescencia entre oráculos y ungüentos, un amplio universo dicotómico se perfila a su alrededor, donde las fuerzas del bien y del mal parecen estar definidas desde un principio, sin grandes opciones para el cambio interior de los implicados. A pesar de que existe algún que otro giro que sorprende en el devenir del argumento —y que coincide con puntos álgidos de la novela—, las respuestas de los personajes suelen ser predecibles, es decir, del enemigo se esperan las más viles acciones, mientras que los aliados se presentan como dechado de virtudes, sin posibilidad de error. Este planteamiento puede suponer un arma de doble filo, pues si bien no faltan los lectores que exijan las peores tropelías de los antagonistas, otros podrían tachar su evolución como plana y falta de alicientes. De cualquier modo, el amplio abanico de figuras que desfilan por Batalla de reyes permite con facilidad que cada lector halle la horma de su zapato, sin que lo anotado con anterioridad suponga una decepción en sus actuaciones. En este sentido, no faltan los personajes que puedan sorprender por su viraje en momentos de debilidad, como la mencionada Branwyn, con entradas en escena impredecibles; Vortigern, rey de los britanos, cuya maldad flaquea en pasajes críticos, dejando entrever otros horizontes más allá de su coraza; o Hengist, mercenario sajón a las órdenes de este último, al que cierta deslealtad le lleva a emprender un nuevo camino.

M. K. Hume, que demuestra una excelente labor documental para la construcción de su novela, prescinde de cualquier información superflua que aparte la mirada del lector de lo realmente importante, por lo que los datos proporcionados tienen como único objetivo la perfecta ambientación de la escenografía, así como el trazado de los vínculos personales entre los implicados en la pugna por el poder. En otras palabras, ofrece un estilo ágil, sin ornamentos, que permite avanzar en una narración sin dificultades y reforzada con pequeñas revelaciones que enriquecen las intrigas en cada episodio. No hay que olvidar tampoco la inclusión de mapas, árboles genealógicos e índices que facilitan tanto la comprensión de la lectura como los entresijos de la contienda en plena decadencia del Imperio romano. Frente a todo esto, sólo añadiría como puntos negativos la aparición de varias erratas —no son numerosas, pero sí suficientes para que sean corregidas en una próxima edición— y la confusión de algunos nombres por su cercanía gráfica. Más allá de estos leves tropiezos, sólo queda por delante una agradable experiencia.

Batalla de reyes, de M. K. Hume, primera entrega de la trilogía Profecía de Merlín —completada con los títulos Muerte de un imperio y Red de traiciones—, se presenta como un ejercicio narrativo que persigue «desenterrar las oscuras hebras» de Myrddion Merlinus. En el presente volumen la escritora australiana narra los primeros años del profeta y sanador, a medio camino entre su núcleo familiar y el reino liderado por el impertérrito Vortigern. La indiferencia de una madre enajenada, el calor maternal de su abuela Olwyn y las valiosas enseñanzas de Annwynn son sólo algunos de los pilares que forjan la personalidad sosegada y juiciosa de un protagonista único. Sin duda, un buen punto de partida para el profeta. ¡Que los buenos augurios os acompañen!

Muchas gracias a Grijalbo por el ejemplar facilitado


[Nota]. Como parte del Reto 10x10 hemos decidido dar respuesta a varias cuestiones sobre la novela para hacer una valoración rápida de nuestras impresiones. Podéis consultar las opiniones del resto de participantes en el siguiente enlace:



¿Seguirás con la saga?
¡Sin dudarlo! Como he comentado en la reseña, me acerqué a Batalla de reyes sin muchas esperanzas, pero el resultado me ha sorprendido. El desenlace de esta primera entrega deja suficientes cuestiones en el aire como para querer continuar con ella.

¿Cuál es tu personaje favorito y por qué?
Siempre me he decantado en literatura y cine por todos esos personajes maléficos que constantemente ponen trabajas al protagonista. Por tanto, Vortigern se convierte en esta primera entrega en mi personaje favorito. No obstante, otros  han conseguido también captar mi atención en sus intervenciones, como Rowena —esposa de Vortigern—, Hengist —mercenario a las órdenes de Vortigern— o Eddius —esposo de Olwyn, abuela de Myrddion—.

¿Ha cambiado de alguna manera la imagen que tenías de Merlín después de leer el libro? ¿Hay alguna parte de la historia de Merlín que ha salido en el libro y no conocieses?
Poco conocía de Merlín hasta esta lectura, así que casi la totalidad de lo relatado es nuevo para mí. A lo largo de la lectura he realizado varias consultas sobre algunos personajes, por lo que mi visión sobre la historia se ha ampliado considerablemente. 

38 comentarios:

  1. Todos hemos recibido una lección sobre historia británica con este libro :)
    Me alegro de que te haya entusiasmado tanto. A mí la historia en sí me ha gustado, pero la traducción se me hizo cuesta arriba porque no me pareció muy buena.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Eso sin duda, Isi! La lección ha sido buena. Leí lo que comentabas sobre la traducción. Al principio no me percaté, pero luego sí se hizo evidente. ¡A ver si coincidimos leyendo la segunda entrega! Un abrazo.

      Eliminar
  2. Una serie que no me importaría leer,
    saludos

    ResponderEliminar
  3. No doy para más, y pensar que además es una trilogía es el único inconveniente que le veo a esta novela que por otra parte tiene tanto atractivo para mi. Que gusto cuando las no muy buenas expectativas saltan por los aires. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ojalá más adelante tengas tiempo para la trilogía, sobre todo si el tema te atrae. Ese momento en el que comienzas una novela sin grandes expectativas y de repente cambia todo es único. ¡Un beso!

      Eliminar
  4. Creo que disfrutaría con esta saga, que siempre me ha atraído esta temática. Pero tardará en caer, que con tanto pendiente...
    Besotes!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, Margari, lo importante es que acabe pasando por tus manos. ¡Un beso!

      Eliminar
  5. Parece que os está gustando bastante y aunque no me gustan mucho las sagas históricas si me gusta en cambio la leyenda de Merlin y una nueva presentación del personaje atrae bastante mi atención.
    Me llevo el título.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que a pesar de las recreaciones históricas —con algunas licencias por parte de la autora— esta novela podría gustarte. Merlín tiene su protagonismo en cada episodio, aunque su presencia varíe en función de los acontecimientos. Ya me contarás si finalmente te animas. ¡Saludos!

      Eliminar
  6. A mí no me llama mucho este tipo de novelas, así que la dejo pasar. Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No pasa nada, ¡a ver si coincidimos en la próxima reseña! Un beso.

      Eliminar
  7. Pues yo tampoco me conozco demasiado bien las aventuras de Merlín, así que me lo apunto por si acaso un día consigo desatascarme de todas las lecturas pendientes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Haces bien! Esta novela puede funcionar como lectura de transición, así que si en algún momento te bloqueas, piensa en ella como remedio. :) ¡Un abrazo!

      Eliminar
  8. Pues es mi actual lectura, pero llevo muy poco. En cuanto a las erratas, en el prólogo me encontré algunas, pero por el momento no he visto más -y cruzo los dedos-, aunque veo que dices que hay más a lo largo del libro, miedo me da.
    Yo tampoco conocía apenas nada de Merlín. Si me gusta este primer libro seguiré con la saga, sino pues aquí la dejaré.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bea, lo de las erratas no es preocupante, sólo algunas a lo largo del volumen. :) ¡Espero que te esté gustando la aventura! Un saludo.

      Eliminar
  9. Paso de puntillas por la reseña porque lo tengo en casa pendiente de leer, la editorial me envió este y el siguiente, espero que me guste, porque si no... menudo empacho jejeje.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también espero que te guste, sobre todo si tienes también la segunda entrega en casa. ¡Esperaré con ganas tus impresiones! Un abrazo.

      Eliminar
  10. Tengo muchas ganas de leer esta saga, últimamente la veo por todas partes jejej

    Besotes

    ResponderEliminar
  11. Rowena acaba siendo impactante, y esos pasajes de personajes aparentemente desconocidos son la semilla de eventos importantísimos en el futuro de Merlín. Me gustó leer sobre ellos :o)
    Gran reseña.
    Besotes reteros.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias por tus palabras, Babel! Me encantará seguir conociendo a esos personajes en el resto de la trilogía. ¡Más besos para ti!

      Eliminar
  12. Me llama mucho la atención esta trilogía. Además veo que en general os ha gustado. Me encantaría leerla en un futuro.

    Un beso!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Toma nota de ella. El resultado general ha sido favorable, así que podría gustarte. ¡Besos!

      Eliminar
  13. No me llama mucho pero quién sabe si algún día me da por ahí. Yo renegaba del género y ahora estoy deseando leer la continuación de Espejismo. jejeje.

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "Espejismo" es una novela que tengo en casa, así que tomo nota de tu recomendación. ¡Un beso!

      Eliminar
  14. Pues me llama mucho, aunque que sea trilogía me tira para atrás. No lo descarto que creo que los pros me van ganando la batalla a los contras
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo con estas cosas de la trilogía siempre pienso lo mismo: si la primera entrega me gusta, siempre me alegra saber que tengo dos volúmenes más por delante. :) ¡Besos!

      Eliminar
  15. No me atraen mucho estas historias, Jesús. No lograría acabar el libro seguro.
    Besos,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No pasa nada, Carmen. Seguro que en próximas lecturas coincidimos en alguna que otra recomendación. ¡Un beso!

      Eliminar
  16. No sé por qué pero no me gustan nada las historias de romanos muchos besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas veces no hay motivos para nuestras fobias literarias. Simplemente están ahí. :) ¡Besos!

      Eliminar
  17. Rowena casi fue mi elección de personaje favorito ya que me impactó su fuerza interior y exterior. Una crack con un destino marcado.

    Yo también tenía miedo de encontrarme demasiadas cosas bélicas pero por suerte no ha sido así... Esperemos a ojear los siguientes libros para saber si mantienen eso también :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Rowena es un excelente personaje, sus intervenciones son únicas. A ver si el equilibrio entre la ficción y las recreaciones bélicas se mantiene en el resto de la trilogía. ¡Un abrazo!

      Eliminar
  18. Tengo echado el ojo a este libro. La temática me resulta francamente atractiva y, pese a que hablas de trilogía Ç(no lo sabía) me sigue atrayendo.
    Caerá
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No te preocupes por lo de la trilogía, si disfrutas de la primera entrega te alegrarás de que sea así. Esperaré con ganas tu opinión. ¡Un beso!

      Eliminar
  19. leí ayer la reseña de Isi y la tuya no puede ser más entusiasta. Me alegra saber que se puede contar el mito ahora a través de Merlín. Hace poco leí una tetralogía contada desde la perspectiva de un personaje femenino: Morgana, y un libro sobre Arturo niño. Será interesante leer este. ¡gracias! Un beso, Ale.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con todas esas perspectivas que has encontrado en otros libros, creo que descubrir esta te podría interesar. Es una aventura apasionante. ¡Besos!

      Eliminar