11 de octubre de 2012

"Luz de libertad", de Ismael Cruceta.

Luz de libertad comienza con el relato que hace Julio Silva de su propia historia: una vida llena de esperanzas y de sueños convertidos en realidad, una vida con todas las luces que brillan para la gran estrella que es, para un actor que goza de un enorme prestigio internacional y que ha vivido siempre de manera envidiable al lado de su amigo Ramón, que nunca le ha fallado. Pero Julio comienza a sentir un vacío interior producido por un primer amor frustrado, un vacío que se intensifica tanto que amenaza con dejarle totalmente hueco. Sin embargo, serán sus sentimientos los que le llevarán a realizar un viaje a Atenas y, desde allí, una historia paralela que es fruto del odio más que del amor se convertirá en eje central de su vida partida. Luz de libertad trata sobre el equilibrio entre el éxito profesional y personal, sobre la amistad y sobre los amores perdidos y eternos, pero por encima de todo es una novela que profundiza en el respeto por las ideas ajenas y propias que cada ser humano tiene sobre la paz y la libertad, libertad que siempre debe estar iluminada, que debe encontrar la luz que haga que no se apague nunca. [Extraído de la web Cajón de Historias]

Autoeditado – Amazon | 1ª edición | 2012 | 183 pp.

Cuando alguien me pregunta sobre los comienzos de La Caverna Literaria, siempre vienen a mi cabeza otros sitios dedicados a la literatura, los primeros que decidieron abrir sus puertas para que este proyecto emprendiera su viaje. Uno de los primeros espacios que me tendió la mano fue Cajón de Historias, donde encontré lecturas en las que había pensado pero que nunca me animé a descubrir, hilos musicales con los que me sentía identificado, y amplias recomendaciones cinematográficas que, si bien se alejaban de mis gustos en un inicio, me hicieron ver las grandes historias que estaba dejando atrás. Tras los contenidos encontré pronto a Ismael Cruceta, un chico atento, simpático y amable, en el que vi uno de mis grandes sueños: el periodismo. No obstante, mi sorpresa llegó al averiguar que también había encontrado tiempo para publicar su primera novela. No puedo negar que también he soñado con escribir, con la habilidad de contar historias, por eso me interesé aún más por su creación. Luz de libertad es la propuesta de Ismael, una historia que conocí pronto, pero en la que no me adentré hasta hace un par de semanas. Llega el momento de levantar el telón. Sentaos y poneos cómodos. La vida de Julio Silva está a punto de comenzar.

Luz de libertad podría describirse de mil maneras diferentes, quizás con muchos párrafos, quizás con una única línea, pues al fin y al cabo es una novela basada en los sentimientos más profundos de su protagonista y en las inquietudes que siente por los que comparten su entorno, y cuando el corazón aparece en el centro de la escena, iluminado para que el público aprecie cada detalle de su interior, las palabras se vuelven antojadizas, a veces buscando el nombre exacto de las cosas, otras jugando al despiste. Y así es la vida de Julio, un constante tira y afloja entre la luz de las emociones y el deseo por brillar sobre el escenario. Una combinación que puede dinamitar en cualquier instante, en una carrera contrarreloj que es interrumpida sin previo aviso, como la mecha que se apaga en el último segundo, manteniendo para siempre la incógnita de lo que podría haber sido.

«Muerte y vida» es la primera parte de la historia de Julio Silva, en la que el lector conoce los elementos básicos sobre los que quedará sustentada el resto de la trama. Aquí comienzan los sueños y las ilusiones en el mundo de la interpretación, las primeras caricias, el ascenso vertiginoso hacia la fama —llena de continuos claroscuros—, las que parecen amistades eternas y que acaban pendiendo de un hilo… En estas páginas entran en juego los tres personajes que marcarán irremediablemente el día a día de Julio: Irene, la chica que le despertará las ganas de vivir y por la que se encontrará en una permanente elección entre el amor y el mundo profesional; Ramón, representante y amigo, quien tendrá muy en cuenta la realización de Julio como actor, y será el gran responsable de su triunfo sobre las tablas y en la gran pantalla; por último, Rubén, uno de sus compañeros de escuela, al que acabará uniéndole un vínculo inesperado. En el camino, audiciones, papeles indeseados, intereses y decepciones, aspectos que finalmente son relegados a un segundo plano cuando se materializan las ilusiones de toda una vida. Sin embargo, cuando los sueños se cumplen, sólo queda despertar, la vuelta a la vigilia, y con ella la sensación de haber perdido lo más importante.

La segunda parte se presenta con un título enigmático, «La ausencia de Zeus», a la que el lector se enfrenta con interés por los numerosos cambios que Julio pretende imponer en su vida. Su éxito profesional no consigue llenar el vacío interior que experimenta, por lo que logra cuadrar su carrera con el traslado a Grecia, donde le espera una batalla pendiente de una guerra que aún no da por perdida. Otro Julio Silva aparece en esta etapa, alguien vivo, repleto de cosas por dar y ansioso por compartirlas, a pesar de que la luz de los escenarios sigue rondando por sus pensamientos. Por tanto, la pugna presente casi desde el comienzo de la novela vuelve a cobrar protagonismo, aunque desde una perspectiva diferente. Además, un acontecimiento inesperado dará el giro definitivo al mundo que había construido durante veinte años.

«Escapar a la tortura» recoge las vivencias definitivas de Julio, las que marcarán su historia de una manera insospechada; un momento en el que todos los elementos de su pasado vuelven a la primera línea para resolver una situación que, de antemano, parecen dar por perdida. No se puede comentar mucho sin desvelar parte de la trama. De lo que no hay duda es de que estas páginas finales harán que el lector esté impaciente por conocer el desenlace definitivo. Un final en el que se tiene que decidir si la luz del inicio se mantendrá brillando con el mismo esplendor o, simplemente, ha llegado el momento de que la llama se desvanezca en busca de la completa oscuridad. Un epílogo completa antes del cierre las claves necesarias para dar sentido al conjunto de la obra.

Luz de libertad, primera novela de Ismael Cruceta, se presenta como un viaje a lo más profundo de las emociones, pero donde la influencia de agentes externos —tanto los impuestos por uno mismo como los conflictos inesperados— puede truncar el derecho a seguir nuestra propia senda. Un grito desesperado en un mundo que se torna en ocasiones hostil e intransigente, donde es completamente necesario establecer prioridades antes de que lo realmente importante emprenda un vuelo sin retorno. A fin de cuentas, nadie sabe hasta cuándo sentiremos el calor de nuestra propia luz.

          [Reseña nº 15 del desafío «25 obras escritas en español»]          


Consigue Luz de libertad en Amazon.

25 comentarios:

  1. Ya he leído alguna reseña y la verdad es que me está picando mucho el gusanillo. Lo compraré seguro :-)

    Me alegro de que lo hayas disfrutado.

    Besos!

    ResponderEliminar
  2. Estoy emocionado con esta reseña. Gracias por tus palabras, aunque ese "gracias" se queda demasiado pequeñito para expresar la gratitud que siento. Toda la luz para ti! :)

    ResponderEliminar
  3. ¡Bravo! Creo que es la mejor reseña que he leído de esta novela. Lamentablemente no la he podido adquirir ni siquiera para el Kindle pero siempre está permanente en mi lista.

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  4. Una reseña magnifica, Jesús. No me extraña que Ismael se emocione con tus palabras. Cualquier lector que te visite en estos días saldrá de aquí con ganas de hacerse con un ejemplar. Saludos.

    ResponderEliminar
  5. Yo creo que todos los que disfrutamos leyendo hemos pensado alguna vez en esto de dedicarnos a escribir. Pero a mí me parece complicadísimo...

    ResponderEliminar
  6. MUy buena reseña!
    La verdad es que siendo sincera no es una novela en la que me hubiera fijado...pero vaya que si convences!
    Un beso!

    ResponderEliminar
  7. Una reseña estupenda de un libroq ue quiero leer.
    Además por mil motivos más o menos. Ya comentaré cuando lo haga
    Besos

    ResponderEliminar
  8. Increíble reseña Jesús. Desde luego dejas con ganas de leer este libro, al que le tengo ganas de hace tiempo. Penita que con mi lector no pueda comprar en amazon...
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  9. Me apetece mucho este libro pero, como ya le dije a Ismael, el que esté en digital me desanime un poco. Es tan cansado leer en el ordenador...
    Besos,

    ResponderEliminar
  10. Desde luego es imposible quedarse indiferente ante esta reseña. Da una ganas tremendas de comprar el libro que tiene muy buena pinta. Lo intentaré porque me he quedado con ganas de conocerlo.
    Besos


    ResponderEliminar
  11. Es una novela EXCEPCIONAL. Me alegro que te haya gustado tanto. Una reseña impecable.
    ¡Muchos besos!

    ResponderEliminar
  12. Después de leerte es imposible no fijarse en el libro porque tus palabras están llenas de cariño.

    ResponderEliminar
  13. ¡La mejor reseña que has escrito hasta ahora! Tiene una buena pinta, sobre todo por el sentimiento que tiene la historia.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  14. Buena reseña :)

    Yo no tengo libro electrónico pero seguro que mucha gente se anima. Y ojalá algún día esté en papel.

    Besotes y mucho éxito a Ismael Cruceta.

    ResponderEliminar
  15. No leo muchos libros autoeditados, la verdad, pero no por prejuicios, sino más bien por la carencia del lector. Me llama la atención, a ver si la leo tan pronto me compre un Kindle. Espero hacer estas vacaciones de verano, que iré a España :)

    ResponderEliminar
  16. Me ha encantado tu reseña, sin duda está a la altura de la gran historia que nos cuenta Ismael en Luz de libertad, una novela que me encantó y que sin duda recomiendo. Muchos besos.

    ResponderEliminar
  17. Fantástica reseña, que anima a hacerse con el libro y leerlo. Aunque tengo una lista larga de pendientes ahora mismo, creo que lo pondré entre los próximos que lea. Un beso

    ResponderEliminar
  18. Narayani, espero que puedas contarnos pronto tus impresiones. ¡Un beso!

    Ismael, ¡gracias por tus palabras! Como ya te he dicho varias veces, estoy encantado de que tu novela tenga, por fin, un hueco en La Caverna Literaria. ¡A ver si pronto nos sorprendes con algo nuevo! ¡Abrazos!

    ResponderEliminar
  19. Deigar, ¡muchas gracias por tus palabras! Me alegra saber que está en tu lista. Seguro que encontrarás el momento para leerla. ¡Un abrazo!

    Offuscatio, ¡gracias por tu comentario! Nada me alegraría más que mi reseña diese pie a que otros lectores descubrieran "Luz de libertad". ¡Un beso!

    ResponderEliminar
  20. Espe, ¡probablemente sea así! En su momento escribí algunas cosas, pero lo dejé aparcado por temas de investigación. Quién sabe, lo mismo intento retomarlo tras la tesis. ¡Besos!

    Lesincele, ¡gracias a ti también por tus palabras! Si finalmente te animas con esta lectura, estaré encantado de conocer tu opinión y de compartir impresiones. ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
  21. Mientrasleo, ¡gracias por el comentario! Volveremos a hablar más adelante de esta historia cuando la leas. ¡Un abrazo!

    Margari, ¡muchísimas gracias! Confío en que encuentres el modo de leer esta historia, más que nada para que no te quedes con la curiosidad. ¡Besos!

    ResponderEliminar
  22. Carmen, la verdad es que sí, que la vista se cansa pronto con el ordenador. A ver si tienes oportunidad de leerla en otro medio. ¡Besos!

    Jara, ya sabes, si finalmente te animas, no tardes en compartir tus impresiones con nosotros. ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  23. María, ¡gracias por tus palabras! Poco más te puedo decir, tú conoces muy bien esta novela. ¡Muchos besos!

    Albanta, ¡gracias a ti también! El hecho de que me haya gustado la historia de Julio Silva junto con el aprecio que le tengo a Ismael han conseguido que las palabras salgan prácticamente solas. ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
  24. Shanny, ¡me alegra saber que te ha gustado mi reseña! ¡Mil gracias por tu comentario!:D

    Raquel, esta novela ha tenido vida en papel. De hecho, así fue como nació. La era Kindle llegó mucho más tarde. Así que si te interesa, no dudes en informarte en el blog Cajón de Historias. ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  25. Pablo, me alegra mucho saber que vendrás por aquí. ¡Ya nos contarás de la experiencia! Y si eso te permite también el acceso a la novela, ¡mejor que mejor! Un abrazo.

    Goizeder, ¡gracias por tu comentario! Como le he dicho a María, conoces muy bien la novela, así que has podido sentir de nuevo mis sensaciones. ¡Besos!

    Pilar, ¡qué bien que le des prioridad a la novela de Ismael! A ver si la vemos pronto en tu espacio. ¡Un beso!

    ResponderEliminar