23 de julio de 2012

"El rey leproso", de Alberto Vázquez-Figueroa.

«El rey leproso no pretende ser una novela histórica. Lo único que pretende, salvando las abismales distancias, es convertirse en un relato al estilo de Los tres mosqueteros o El conde de Montecristo, con los que la genialidad de Alejandro Dumas cautivaba a sus lectores aprovechando las lagunas de información que suelen rodear a ciertos hechos históricos a base de dar vida a unos personajes a caballo entre la realidad y la ficción, y que en ocasiones acababan por ser tan de carne y hueso como aquellos que se han convertido en polvo siglos atrás. D’Artagnan o Edmundo Dantès están más vivos hoy en día que la mayoría de los reyes y reinas de su tiempo. Mi intención ha sido recrear libremente la casi increíble historia de un rey de carne y hueso que fue amado por su pueblo como nunca ha sido amado ningún otro». Alberto Vázquez–Figueroa.

Contraportada | Zeta Bolsillo | 1ª edición | Enero 2012 | 347 pp.

Desde hace tiempo, Ediciones B ha decidido apostar por una línea promocional de algunos títulos bajo el eslogan «Leer no cuesta nada», en la que se incluyen publicaciones nacionales y extranjeras en edición de bolsillo al precio de 2,99 euros. Recientemente, se ha ampliado el conjunto de textos con otras novelas, como La escriba de Antonio Garrido, El libro de los muertos de Patricia Cornwell, El inocente de Michael Connelly o Vivos y muertos de Alberto Vázquez–Figueroa. Es este último el autor de El rey leproso, historia editada también como parte de la colección. Una aventura ambientada en el último cuarto del siglo XVI entre Portugal, España y Marruecos, en la que los reyes se confunden con el pueblo en un juego intrincado donde cualquier argucia es válida para alcanzar el poder.

Para introducir esta historia, es necesario anotar brevemente uno de los conflictos más desastrosos para las fuerzas lusas, conocido como «batalla de Alcazarquivir». Esta contienda, librada el 4 de agosto de 1578, enfrentó al ejército portugués —comandado por Sebastián I— con las huestes marroquíes, en un combate desigual que supuso la muerte de miles de soldados del bando ibérico como consecuencia de una estrategia nefasta y de un desconocimiento del entorno. El rey formó parte de los finados en la cruzada, aunque su cuerpo nunca fue encontrado —o no llegó a ser reconocido tras el expolio de los vencedores—, lo que creó el movimiento conocido como «sebastianismo» según el cual la ciudadanía lusitana se negaba a aceptar la desaparición y muerte de su monarca, por lo que prefirieron imaginar a su máximo representante aún con vida, pero retirado a la espera de que se dieran las circunstancias favorables para volver al trono. Mientras crecía este sentimiento, el trono de Portugal fue ocupado brevemente por Enrique I y por Antonio «Prior de Crato», hasta llegar a las manos de Felipe I de Portugal, conocido también como Felipe II de España, bajo el apodo «el Prudente». 

La narración de Vázquez–Figueroa da comienzo justo en el instante en que Sebastián I pronuncia las que parece que serán sus últimas palabras. Sin embargo, el autor pone al servicio de su novela todos los acontecimientos relatados anteriormente, con el firme propósito de desarrollar una realidad alternativa en la que el monarca hubiese logrado sobrevivir, tal como marcaba en sus ideales el sebastianismo. Antes de plantear los hechos que posibilitan esta salvación, el relato introduce en el campo de batalla al saltimbanqui italiano Aníbal Anibaldi, quien mantiene una estrecha amistad con el rey, hasta el punto de ser el único en permanecer a su lado tras la catástrofe de Alcazarquivir. El breve diálogo mantenido por los personajes aporta dos elementos clave para dar comienzo al despliegue de la trama: por un lado, la cesión que realiza Sebastián a su amigo del anillo con el Sello Real, con el fin de que en un futuro pueda entregárselo a su digno sucesor; por otro, el gran parecido físico existente entre ambos, lo que lleva al soberano a rememorar la sensación de estar mirándose en un espejo durante las conversaciones con el italiano. La despedida deja paso a la llegada de algunos miembros del bando enemigo encargados de recuperar el botín de la victoria. No tardan en encontrar a Sebastián con los últimos suspiros de vida. Sin embargo, la supervivencia del portugués no es lo que llama la atención de los visitantes, sino el medallón de oro y diamantes que conserva sobre su pecho, razón por la que determinan llevar al prisionero hasta su superior, al considerar que pueden percibir por él un buen rescate. Este gesto, junto con las conversaciones que llegarán entre Muley Ehssan —Señor de Marrakech— y Suleimán Mokdad —caudillo de las tribus beduinas—, tendrán como principal consecuencia la recuperación de Sebastián, por lo que el personaje histórico se mantiene con vida para construir sobre su imagen la trama de El rey leproso.

La narración no se produce cronológicamente, sino que cada capítulo supone un salto temporal, bien al futuro, bien de vuelta al pasado, en un intento de que el lector vaya obteniendo la información necesaria para conocer las vicisitudes por las que debe pasar Sebastián I, así como los detalles de lo que parece ser una conjuración contra el reinado de Felipe I de Portugal. La primera de estas líneas permite conocer más detalles sobre el porqué del título de la novela, a pesar de que su significado completo no se obtiene hasta las últimas páginas; la segunda, la referente a la conspiración, precisa de la entrada de un nuevo personaje: Gabriel de Espinosa. Este protagonista también posee un referente histórico, que remite al que se conoce como el «pastelero del Madrigal», relacionado con la corriente del sebastianismo. Calificado como impostor, intentó suplantar a Sebastián I, aprovechando la esperanza de los ciudadanos de encontrar a su amado monarca con vida. En su particular intriga, Gabriel forma alianza con otros compañeros de aventura, siendo el más destacado fray Miguel de los Santos, agustino portugués que colaboró en la farsa. A partir de estas referencias, Alberto Vázquez–Figueroa comienza a engarzar con maestría cada una de las piezas, en dos hilos temporales distintos, pero que terminarán confluyendo en un punto común: el momento en que cada uno de los personajes se despoja de su máscara, para así hacer partícipe al lector del verdadero sentido del argumento, así como de las auténticas identidades de cada uno de los actores. Sólo los últimos capítulos posibilitarán establecer los vínculos entre Sebastián, Aníbal y Gabriel, así como sus verdaderos roles a lo largo del relato, consiguiendo de esta forma llegar al final de la novela con la perfecta ubicación de cada uno de los pilares sobre los que ha quedado construida.

Vázquez–Figueroa no termina aquí su habilidad narrativa, pues incluye entre algunos capítulos lo que se conoce como «romances de ciego», composiciones en verso en las que se relataba una historia, y que generalmente eran cantadas por invidentes para ganarse la vida. Esta parte de la novela puede chocar al lector en un principio, no por el hecho del cambio de registro, sino por que parece apartarse completamente del argumento. Pero no es así, por lo que hay que mantener también la atención sobre estos pequeños retazos en los que se relatan los avatares de Pero Nuño. Así comienza su historia: «Este romance es, señores, / la historia de un caballero, / el valiente Pero Nuño, / un hombre de cuerpo entero / muy apegado al terruño, / apodado «El Peregrino», / por lo mucho que viajó / y duro que fue su camino. / El que lo canta, que es ciego, / aunque rima con atino / nació en los pagos de Olmedo, / pero le bautizaron con vino / a las orillas del Duero. / Si le hacen merced, señores, / de dejar unas monedas / en el plato o la bandeja, / cantaré de mil amores / la historia del Peregrino […]» (p. 10).

El rey leproso, novela publicada por primera vez en 2005, ofrece al lector un final alternativo más allá del fatídico desenlace documentado en los sucesos acontecidos en la batalla de Alcazarquivir. Con un estilo cercano, sin grandes ornamentos, Vázquez–Figueroa ofrece no sólo un perfecto manejo de las diversas líneas temporales en las que queda articulada la trama, sino también un trasfondo histórico perfectamente documentado que, sin ser excesivo, aporta la información necesaria para conjugar esta nueva realidad conectada directamente con los ideales del sebastianismo, sin restar protagonismo a lo realmente importante, esto es, la ficción regida por un continuo baile de máscaras. Una recreación histórica apasionante, en la que las intrigas y las ansias de poder están llamadas a hacer las delicias de los lectores. 


[Reseña nº 11 del desafío «25 obras escritas en español»]

39 comentarios:

  1. Este me lo apunto. Tengo ganas de leer más de este autor que me da un poco de vergüenza reconocer que he leído poco y encima lo comparan con Dumas. Aunque no pretenda ser una novela historica parece que sí que tiene muchos elementos de esta. Me gusta mucho esta recomendación. Un abrazo :)

    ResponderEliminar
  2. De este autor sólo he leído Tuareg, que me gustó muchísimo, pero no me he vuelto a animar. Así que tu recomendación me la apunto,que tiene muy buena pinta, y además está a un precio irresistible.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  3. Lo leí hace mucho tiempo y me ha gustado tu reseña con datos históricos. Me alegro de que esté a ese precio, ya que es muy asequible.

    ResponderEliminar
  4. La verdad es que por ese precio cualquiera se resiste. Además sería para mí la ocasión perfecta de estrenarme con este autor.

    ResponderEliminar
  5. Pues esta promoción hay que buscarla porque hay títulos muy interesantes. Por ejemplo el de Antonio Garrido del que he leído su otra publicación "El lector de cadáveres" y es muy buena. Tu reseña magnífica con lo que me llevo este apuntado también.
    Saludos

    ResponderEliminar
  6. Me parece genial que de vez en cuando aparezcan iniciativas como esta. Libros a precio muy bajo. Aunque suelen ediciones poco cuidadas al menos todo el mundo se lo puede permitir.

    La novela puede ser una buena lectura. Aún no me he puesto con este autor.

    ResponderEliminar
  7. No he leído nada de Vázquez- Figueroa y la verdad que tengo ganas de estrenarme con él. Con estos precios cuesta resistirse a la tentación, ¿verdad?
    ¡Muchos besos!

    ResponderEliminar
  8. No sabía nada del autor, la verdad, y tiene muy buena pinta. Muchas gracias por la reseña!

    ResponderEliminar
  9. Pues sí me uno al club del "me lo apunto" suena muy bien!!! y tu reseña me ha parecido muy completa para no dejar dudas. Besos

    ResponderEliminar
  10. Este anda por casa, creo así que no tengo excusa para no apuntármelo. Tengo que echarle un ojo, le tengo unas ganas tremendas a "La escriba" y por ese precio cualquiera se resiste.

    Un beso shakiano!!

    ResponderEliminar
  11. Se podría decir que, en las últimas semanas, Vázquez–Figueroa está gozando de más protagonismo en la blogosfera. Ya he leído reseñas sobre distintos libros, pero todavía no tengo claro con cuál debería empezar. Además no sé si podría leer estas ediciones de bajo coste, porque, en general, la letra es demasiado pequeña. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Me lo apunto y con esos precios es irresistible. No he leido nada de este autor, asi que me estrenaré con este.
    Besos

    ResponderEliminar
  13. No he leído nada del autor...pero tengo muchos libros en casa porque a mi madre le encanta.
    Miraré a ver si lo tengo y sino...mmm antes leeré algo del autor y si me gusta me lo apunto.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  14. No es de mi estilo, pero aun así gracias por la opinión :D

    ResponderEliminar
  15. Este me gusta fijo, apuntado. Un beso.

    ResponderEliminar
  16. Sin lugar a dudas este titulo si es de los míos. Saludos

    ResponderEliminar
  17. Te lo cuento por aquí. Lo de la biblioteca del Cervantes no sé cómo lo hacen ahora, porque no consigo localizar la lista de ganadores; con lo bien que funcionaba antes, no sé por qué complican las cosas... Si consigo contactar con ellos y averiguo algo te cuento. :-)

    ResponderEliminar
  18. No me llama mucho la atención pero teniendo tan buena crítica por tu parte me lo pensaré :-)

    Lo cierto es que no tenía ni idea de la parte de historia que nos has contado. Ya me puedo acostar hoy! jeje

    Besos!

    ResponderEliminar
  19. Traes a uno de mis autores favoritos en un títuloq ue no he leído y con una reseña estupenda. ¿Cómo te atreves? jajaja
    Apuntado queda, gracias
    Besos

    ResponderEliminar
  20. Este no me llama la atención, pese a tu completisima reseña, pero hay títulos de los que has puesto en la promoción que no vi cuando fui a la librería, me fijaré mejor. Un besote!!

    ResponderEliminar
  21. Me lo compré hace unas semanas y la verdad es que, a pesar de que me gusta mucho el autor, me daba un poco de pereza empezarlo, pero ahora creo que terminaré animándome a leerlo. Estupenda reseña. Besos

    ResponderEliminar
  22. Que buena iniciativa la de Zeta, así no me lo pienso a la hora de comprar libros. Me apunto este que nos comentas.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  23. Buena recomendación, solo he leído de él Piratas y Negreros, pude que este sea el siguiente.

    ResponderEliminar
  24. Yossi Barzilai, me alegra saber que te vas a animar con esta lectura. ¡Ojalá te guste tanto como a mí! De hecho, ya tengo en casa otra novela de Vázquez-Figueroa preparada para volver en breve al autor. ¡Un abrazo!

    Margari, ¡a ver si encuentras este título! Si no, también tienes disponibles al mismo precio "Vivos y muertos". ¡Ah! Tomo nota también de tu recomendación. ¡Muchos besos!

    ResponderEliminar
  25. Isa, gracias por tus palabras, me alegra saber que te ha gustado la reseña. Saludos.

    Espe, ¡pues no lo dudes, adelante! También ha sido mi estreno con este autor. ¡Todo un acierto! Ya me contarás. ¡Muchos besos!

    ResponderEliminar
  26. Pakiko, ¡gracias por tus palabras! No creo que tengas problemas en encontrar estos títulos, pues la mayoría han sido editados en esta colección este mismo mes. ¡Suerte en la búsqueda! Un abrazo.

    Albanta, en este caso la edición no da problemas: tapa blanda típica de un libro de bolsillo, buena calidad de papel y un tamaño de letra adecuado para la lectura. ¡Un precio inmejorable para todo lo que ofrece! Saludos.

    ResponderEliminar
  27. María, ¡adelante, anímate! A este precio tienes dos opciones: "El rey leproso" y "Vivos y muertos" (este último será mi próxima lectura del escritor). ¡Muchos besos!

    Trotalibros, ¡gracias a ti por leerla! Saludos.

    ResponderEliminar
  28. Marilú Cuentalibros, ¡gracias por tus palabras! Me alegra saber que vas a tener en cuenta esta novela tras leer mi opinión. ¡Espero que no te defraude! Un beso.

    Shaka Lectora, si lo tienes por casa, perfecto. Intenta buscarle el hueco pronto y así podemos contrastar opiniones. ¡Besos!

    ResponderEliminar
  29. Offuscatio, si te preocupación es el tamaño de la letra, no hay problema, pues es similar a cualquier otro libro de bolsillo. Se lee sin ningún tipo de dificultad. Si puedes acercarte a algún centro comercial o librería, podrás comprobarlo. ¡Anímate! Un beso.

    Carax, te digo lo mismo que a María: puedes elegir entre este o "Vivos y muertos", publicado también recientemente en esta colección y al mismo precio. ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
  30. Lesincele, ¡entonces tienes en casa una gran oportunidad para escribir a este autor! Ojalá pronto nos cuentes tus primeras impresiones. ¡Un abrazo!

    Hikari, ¡gracias a ti por pasarte! Un saludo.

    ResponderEliminar
  31. Dolores, ¡espero que puedas leerlo pronto! Ojalá lo disfrutes tanto como yo. Un beso.

    Fesaro, te digo lo mismo que a Dolores, espero que lo leas pronto y lo disfrutes. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  32. Espe, mil gracias por dejarme por aquí la respuesta a la pregunta que te hice. La verdad es que llevas toda la razón, han complicado el procedimiento y la consulta de ganadores sin necesidad. ¡Un beso!

    Narayani, ¡gracias por tus palabras! Yo tampoco conocía esta parcela de la historia, pero me he quedado prendado de ella, tanto en el desarrollo real como en la perspectiva de Vázquez-Figueroa. ¡Un beso!

    ResponderEliminar
  33. Mientrasleo, ¡muchas gracias a ti, como siempre! Al menos, he conseguido animarte aún más con uno de tus escritores favoritos. Ojalá puedas leerlo pronto, me encantará pararme en tu blog para descubrir tus impresiones. ¡Besos!

    Meg, ¡gracias por tus palabras! Los títulos que he mencionado al comienzo de esta entrada los vi en Carrefour el sábado pasado, así que no deberías tener problemas para encontrarlos. ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
  34. Pilar González, ¡muchas gracias por tu comentario! Anímate, seguro que no te defrauda. ¡Un beso!

    Laura S. B., ¡una iniciativa fantástica, tú lo has dicho! Eso sí, la tentación es grande, dan ganas de llevarlos todos a casa. ¡Besos!

    Sergio, como le he dicho a otros comentaristas, ¡adelante, anímate con esta lectura! Un abrazo.

    ResponderEliminar
  35. Lo cierto es que he oído mil veces hablar de este conocidísimo escritor y aun así, todavía no he leído nada suyo. Como no tengo preferencias, me anoto este título para iniciarme con él, que menudo precio y menuda trama más interesante. Feliz sábado.

    ResponderEliminar
  36. Me apunto buscar "La escriba" de Antonio Garrido que a ese precio es imposible resistirse.
    Hace muchos años fui fan de Vázquez Figueroa. Disfruté mucho con varios de sus libros. Pero ahora me da pereza...
    Besos

    ResponderEliminar
  37. Rebeca de Winter, también puedes encontrar actualmente "Vivos y muertos", que salió en julio por el mismo precio. ¡Ojalá pronto puedas contarnos tus primeras impresiones sobre el autor! Un beso.

    Laky, fíjate, y después de todos esos años, lo he descubierto yo. ¡Me quedan muchas lecturas suyas por delante! Además, tengo que darte las gracias, pues me adentré en su narrativa gracias al desafío de "25 libros en español". ¡Besos!

    ResponderEliminar
  38. Vazquez Figueroa es uno de mis preferidos tengo muchos libros de él. Y no sabía que La escriba también lo habían editado tan económico, yo lo tengo pero me costó, casi 20 euros si no recuerdo mal. Lo tengo firmado por Garrido. Un saludo.

    ResponderEliminar
  39. Todos mis libros, como has podido leer, "El rey leproso" ha sido la primera novela que he leído del autor, aunque no erá la última. De hecho, ya tengo en casa preparada "Vivos y muertos". ¡Saludos!

    ResponderEliminar